El cambio climático podría matar al árbol de Navidad

0
2

Abeto noruego y cambio climático

Todo parece indicar que la reducción de las nevadas puede ser perjudicial para la salud de los bosques escandinavos, poniendo de manifiesto que, a largo plazo, el cambio climático podría ser catastrófico para el abeto de las regiones del norte. Esto es así porque la manta de nieve sirve de aislante para las raíces del abeto noruego, protegiéndolas de las heladas durante los fríos inviernos, ya que menos nieve significa que el deshielo se retrasa en primavera, limitando el crecimiento de los árboles, y afectando a su salud.

Abeto-noruego-hojasUn equipo de investigadores del Instituto Finlandés de Investigación Forestal (METLA) estuvo analizando durante dos temporadas un grupo de abetos noruegos de 47 años de edad, en el este de Finlandia. Se simuló el efecto que podría tener sobre ellos una capa de nieve más fina, permitiendo la congelación del suelo y el retraso del deshielo hasta mediados del verano. Esto provocó que los nuevos brotes se abrieran mucho más tarde, reduciéndose también el número de agujas (hojas). Estas condiciones son más extremas que las actuales, pero no así en un futuro próximo. Según Sirkka Sutinen, responsable de dicho estudio:

Si el clima cambia como se espera que lo haga, los árboles no van a ser felices. Si hubiéramos tenido varios años seguidos así, podríamos haber visto un daño significativo.»

Pero a esta amenaza se une otra. Las temperaturas más altas benefician a un enemigo de estos bosques: el escarabajo de la corteza de abeto, que se alimenta de la picea noruega y que podría duplicar su población cada año, lo que sería devastador, sobre todo en la época estival que es cuando son más vulnerables estos árboles.

A partir de un artículo publicado en NewScientist. Fotos de mwms1916 y de Ole Husby.

Deja un comentario

avatar
  Suscribirse  
Notificación de