La casa es un contenedor que se abre